Ballet de diferentes puntos de la provincia desplegaron en el escenario todo el color y el encanto, y se llevaron la ovación del público.

“Almas de Horizonte”, ballet de la localidad de La Tercena, departamento Fray Mamerto Esquiú, fue uno de los primeros en actuar junto al Taller de Folklore de la Secretaría de Extensión Universitaria y el taller de Acordeón de Luciano Ludueña de la Capital.

Una verdadera ovación recibió el Ballet “Danzar Joven” de Los Altos, Alijilán y Manantiales, localidades del departamento Santa Rosa, quienes ofrecieron números de distintas danzas folklóricas y un cierre a puro malambo.

Luego siguió el turno del pequeño Bautista Martínez de la vecina provincia de La Rioja, quien junto a su conjunto “Los Diablos”, presentó al ritmo de una saya bien riojana, “Chayero soy, llevo Sanagasta aquí en mi pecho”.

Otra visita de la región fue la de la tucumana Adriana Rojas, quien por tercera vez consecutiva pisó el escenario del Ponchito. La joven de 16 años, oriunda de Tafí del Valle, recorrió todo el escenario con su violín y se despidió con “Cuando vuelva a Catamarca”, de Carlos Bazán.

De la Perla del Oeste arribaron la solista Guadalupe Oviedo, Naara Márquez y Los Mellizos Villagra. No faltaron las danzas orientales, a cargo del taller de Danzas Árabes del Centro Vecinal “Domingo Sarmiento” y de la Academia de Danzas Árabes MARAAM, ambas de la Capital.

La academia “Atahualpa Yupanqui” presentó distintos cuadros coreográficos en los que se pudo disfrutar de chamamés, valsecitos y no faltó el malambo.

También pasó por el escenario el ballet “Cuesta del Portezuelo”, “Sueño Norteño” de Fray Mamerto Esquiú, con más de 70 bailarines y el ballet “Espíritu de la Danza” de la Capital, quienes con su número de malambo femenino levantaron al público de sus asientos.

Hoy el espectáculo sigue desde las 11 con la presencia de pequeños de toda la provincia.