Una gira internacional llevó a Emilio Morales a pisar suelo boliviano, llevando consigo su último material discográfico “Colores”. La gira fue un éxito, pero no sin antes pasar por varias provincias del norte argentino.

Este nuevo desafío del solista catamarqueño se inició el 2 de mayo, cuando partió rumbo a Jujuy y por dos días realizó ruedas de prensa por casi 18 medios radiales, televisivos y gráficos de San Salvador de Jujuy, donde pudo transmitir su música a toda la provincia. El viernes 5 la gira lo llevó de regreso a Tucumán, donde se presentó en Concepción y en San Miguel de Tucumán. El sábado 6, Jujuy lo tuvo de regreso y presentó su espectáculo en Apacheta Arte Nativo en la capital jujeña, con un gran marco de público y una enorme repercusión en toda la provincia.

El domingo 7 partió rumbo a Bolivia. La pintoresca ciudad de Tarija le dio la bienvenida el lunes 8, donde fue recibido por el Vicecónsul de Argentina, a quien el cantautor le entregó su material discográfico, junto a productos regionales de Catamarca.

Alrededor de 23 medios, entre ellos 9 canales de televisión y diversas radios, además de medios digitales tuvieron en sus estudios la presencia de Emilio, donde deleitó con sus melodías que hablan de Catamarca.
En Tarija también fue recibido por el Director de Patrimonio y gestión cultural de Tarija. En la oportunidad interpretó algunas canciones en el hall del teatro de la ciudad. “Fui invitado por un artista tarijeño a compartir su música y su poesía para comenzar a entrelazar nuestra cultura a través de las canciones”, relató.

Luego de visitar Bolivia durante casi 5 días, comenzó el regreso a Catamarca previo paso por Orán y Pichanal en Salta, Ledezma en Jujuy y Trancas en Tucumán.