En un dia como hoy en el año 1933 abrió sus puertas el tradicional bar Richmond, la primera confitería bailable de la ciudad.

Es un ícono de Catamarca frente a la Plaza 25 de mayo, y marca la vanguardia en la
gastronomía local.