Maximiliano Pinela es un catamarqueño que hoy se destaca en su actividad y dialogó con www.catamarcaviva.com.ar es licenciado en Cine y Televisión, egresado de la Universidad Nacional de Córdoba, y su motivación hoy es cambiar la desigualdad que existe entre quienes tienen acceso a los contenidos audiovisuales (televisión, cine, contenidos informativos, series, etcétera) y quienes aún esperan poder acceder.

En un mundo signado por lo audiovisual, todavía hay muchas personas que continúan excluidas sin poder acceder a estos contenidos. Sólo en Argentina viven más de 500 mil personas sordas y cerca de dos millones ciegas o con disminución visual. El gran desafío es lograr que la industria comience a abrirse a estos espacios inclusivos para otros públicos y comprendan sus necesidades.

Maximiliano Pinela es un catamarqueño que hoy se destaca en su actividad y dialogó con www.catamarcaviva.com.ar es licenciado en Cine y Televisión, egresado de la Universidad Nacional de Córdoba, y su motivación hoy es cambiar la desigualdad que existe entre quienes tienen acceso a los contenidos audiovisuales (televisión, cine, contenidos informativos, series, etcétera) y quienes aún esperan poder acceder. “Queremos que las personas ciegas y sordas sean incluidas y que puedan contar con el cine y los contenidos audiovisuales como medio de inclusión al arte, pero también como medio de entretenimiento, como lo optamos la mayoría de las personas”, explica el profesional a Comercio y Justicia.

Con este norte, desarrolló Cine AD VOD, una plataforma web para estrenos simultáneos de películas adaptadas para personas ciegas y sordas. Cada jueves al cambiar la cartelera oficial del cine tradicional, Mximiliano nos contó que esta plataforma ofrece los mismos estrenos adaptados con audiodescripción para los espectadores ciegos y con subtitulado y lengua de señas para los espectadores sordos. “Buscamos incluir a las personas ciegas y sordas al séptimo arte. Decidimos emprender para disminuir la desigualdad que existe en nuestro país y en toda la región sobre esta problemática”, destaca Pinela y detalla su funcionamiento: “Las personas ciegas y sordas, a través de una suscripción mínima mensual, podrán acceder a películas adaptadas, actuales y simultáneas al estreno que la mayoría de las personas accedemos”.
Un equipo interdisciplinar está detrás de esta iniciativa. Cine AD VOD está integrado por diez profesionales que dan respuestas tanto creativas como tecnológicas al emprendimiento. El equipo tiene guionistas, editores de sonido y video, una locutora, un desarrollador de software, correctores ciegos y sordos que corrigen las adaptaciones garantizando su calidad para los usuarios, una directora de contenidos y un productor que se encarga de las gestiones.

Financiamiento y alianzas
Por estos días, el emprendimiento se encuentra en su etapa de financiamiento y alianzas estratégicas con el sector. “El año pasado validamos la idea con un prototipo de la plataforma y actualmente estamos preparados para financiarla y que pueda salir y ser compartido con sus beneficiario”, dice Pinela, al tiempo que asegura de que no existe hoy en el mercado un proyecto son características similares.
Para el joven cineasta, el segmento al que se dirige Cine AD VOD es “muy activo en lo que atañe al consumo de contenidos audiovisuales y que busca constantemente espacios en donde encontrarlos”.
Como los contenidos de la plataforma están adaptados en español, y teniendo en cuenta que la tecnología es un gran aliado de los potenciales usuarios, el equipo es muy optimista respecto a las proyecciones: “Estamos seguros de que nuestro emprendimiento se volverá rápidamente replicable en todos los países de habla hispana y en poco tiempo, ya que la necesidad y la realidad de las personas ciegas y sordas en los países de la región es la misma que en nuestro país. La tecnología se vuelve realmente un aliado estratégico para los emprendimientos de triple impacto y en nuestro caso, además, un soporte innovador y de cercanía a los beneficiarios para que pronto puedan disfrutar de los contenidos audiovisuales desde sus dispositivos y desde el lugar que se encuentren”.

Concretamente, a mediano plazo el objetivo del equipo está puesto en conseguir financiamiento para el desarrollo completo de la plataforma; generar alianzas en el sector; y lanzar un primer estreno simultaneo desde el prototipo de plataforma antes del mes de julio, para lo cual se encuentran en la elección de una película de impacto y de llegada nacional, por medio de convenios con algunas distribuidoras de cine. “Vamos a viajar a Buenos Aires durante marzo y abril para concretar los convenios”, dice Pinela.
Más a largo plazo, el objetivo está puesto en consolidarse como la plataforma referente de las personas ciegas y sordas en el consumo de contenidos audiovisuales. “También vamos a buscar posicionarnos en todo el territorio nacional pero en pocos años la idea es estar desembarcando en los países de la región con el objetivo de brindar nuestra plataforma como solución al acceso de los contenidos audiovisuales. Estamos barajando la posibilidad de incorporar más adelante herramientas de inteligencia artificial en la plataforma que nos permitan mejorar la experiencia y la usabilidad de los usuarios en la plataforma”, proyectó.

Camino emprendedor

Se iniciaron en 2016 en un concurso de emprendimientos sociales llamado “Comprometidos”, organizado por Unesco, Social Lab y Ashoka Argentina, todas organizaciones que impulsan proyectos de triple impacto.

Su formación siguió en Fundación Gen E, una incubadora de emprendimientos sociales que apoyan a emprendedores tanto en su formación profesional, planificación estratégica, brindan herramientas de emprendedorismo, y además colaboran en la búsqueda de financiamiento.

A fines de 2018 fueron finalistas de otro concurso de emprendimientos sociales, llamado “Mentes Transformadoras” de la Fundación Nobleza Obliga, concurso que los llevó a presentar Cine AD VOD en la Casa Rosada frente a un jurado de personalidades del ámbito público y privado.

No hay comentarios