El equipo de www.catamarcaviva.com.ar quiso dar a conocer el esfuerzo y el coraje de aquellos hombres y mujeres de nuestra Catamarca que por diferentes razones han trascendido las fronteras de nuestra patria chica y hoy se destacan o han sabido llevar su profesión, sus saberes hacia otros horizontes.

Es por ello que nuestro equipo de trabajo quiere hacer público como viven, como trabajan, como ha seguido la vida fuera de Catamarca de estos comprovincianos que hoy trascienden a su lugar de origen. En esta oportunidad queremos contarle la historia del Licenciado en psicología Jorge Isaac Jalile, quien actualmente se encuentra residiendo en la provincia de Córdoba pero ha sabido también por su profesión recorrer el mundo.

Jorge Jalile nos comentó que nació aquí en Catamarca, hijo de inmigrantes de origen árabe dedicados a la docencia, nos comentó que su infancia transcurrió como la de todo niño en esta parte de nuestra Argentina, entre travesuras y juegos en la zona de La Chacarita en nuestra Ciudad Capital y luego por una cuestión de que la carrera de psicología todavía no se encontraba aquí dentro de las ofertas académicas es que decide trasladarse a la provincia de Córdoba para poder continuar con sueño. Instalado allí en “La Docta” es que ha pasado parte de su vida adulta entre los estudios y una vez ya recibido continuando con el perfeccionamiento de su formación laboral.

Cuando se le consultó a Jorge acerca de como era su presente fuera de Catamarca, dijo que “por un lado estaba contento porque había logrado su sueño de ser psicólogo ya que ama esta profesión y había encontrado allí también el amor y hasta los hijos, pero también como toda aquella persona que se aleja de su lugar de origen sentía al principio la soledad del desarraigo y lidiando con los recuerdos y con la realidad que había elegido para su vida” . Jorge Jalile nos comentaba también que se extraña y mucho a aquellos amigos que uno ha dejado atrás con la partida, se extraña los juegos infantiles de la niñez, manifestó también que no le fue nada sencillo tomar la decisión de alejarse de Catamarca y cuando se le preguntó sobre si volvería a nuestra provincia dijo “totalmente volvería a Catamarca, aunque a veces por la constante formación a la cual uno se somete se hace un tanto complicado la vuelta al lugar que uno ama, pero me encantaría volver y poder reencontrarme con mis amigos”

“Catamarca tiene muchas cosas que uno extraña y anhela, entre ellas, la más importante su gente, sus aromas, la comida que me preparaba mi madre, los amigos y hasta la seguridad que daba poder caminar libremente por sus calles, disfrutar de un tipico asado con amigos y de disfrutar de sus paisajes en verano”

Jorge Jalile, dijo que lleva bien alto el orgullo de ser un catamarqueño y que en cada reunión que tiene con sus amigos siempre les cuenta que en cada charla que tiene con colegas de profesión en Córdoba el les cuenta lo bonito de nuestra Catamarca, las cosas que se dejó atrás y lo bello que tiene Catamarca para ofrecer a todas aquellas personas que la visitan.