Tinogasta ha sido poblada por grupos de indígenas pre cerámicos desde al menos 8.000 años a.C. La zona estuvo habitada por comunidades aborígenes como los abaucanes, sahujiles, pituiles, huatungastas, mayupucas y fiambalaos.

Entre 1.475 y 1.536 la zona sufrió la invasión y ocupación por parte de los Incas del Tahuantinsuyo y tras su derrumbe, llegaron los españoles con la entrada de Diego de Almagro, el primer conquistador que incursionó en esta región, quien penetró por la Quebrada de Zapata, siguió el curso del río Abaucán hasta llegar a la actual Fiambalá.

A principios del Siglo XVIII, la actual Ciudad de Tinogasta era un “Pueblo de Indios”, gobernado por un curaca o cacique. Hacia 1.713, el cacique era Don Miguel Chanampa y su pueblo era encomienda del General Don Esteban de Nieva y Castilla. Después de Las Guerras Calchaquíes y habiendo surgido problemas entre españoles e indios, Nieva y Castilla mandó delimitar el pueblo (1.733). El primer colonizador español fue Don Gregorio Bazán de Pedraza que obtuvo del Gobernador del Tucumán Don Félix de Argandoña (1.667) una merced de tierras de 100 leguas cuadradas dentro de la cual quedaría el Valle de Tinogasta y todo el Valle del Abaucan que corre hacia el Norte.

Bazán de Pedraza ubicó su residencia en Anillaco y fundó dos mayorazgos: uno en Fiambalá y otro en Anillaco. A la muerte de Bazán de Pedraza, la merced fue vendiéndose en fracciones.

En 1.780 fue erigida la parroquia de San Juan Bautista, con cabecera en Tinogasta como desprendimiento del curato de Londres. En 1.848 comenzó el proceso de urbanización de la Villa por iniciativa del padre Alejandrino Zenteno, quien logró que los vecinos donaran el espacio correspondiente para delimitar una plaza principal y ocho manzanas circundantes.

Aspectos Generales:
Cabecera Departamental: Tinogasta

Distancia desde la Ciudad Capital: 279 km.

Límites:

Al norte con el Departamento Antofagasta de la Sierra.
Al sur con la Provincia de La Rioja.
Al este con los Departamento de Belén y Pomán.
Al oeste con la Republica de Chile.
Altitud: 1.500 m.s.n.m

Coordenadas geográficas: 28°04′00″S 67°34′00″O

Superficie: 23. 852 km2

Población:22.278habitantes según Censo año 2010.

Etimología: Tinogasta es un poblado de origen diaguita. El término Tinogasta proviene de lengua kakana: “tino” significa “Reunión o Junta” y “gasta”, “pueblo”, con lo que se forma “Reunión de Pueblos”.

Clima: El tipo de clima que presenta es Árido, de sierras y bolsones, semidesértico y ventoso seco debido a la presencia de una barrera orográfica, la cordillera andina que impide el paso de los vientos húmedos del Pacífico, los cuales descargan su humedad del lado chileno y pasan secos y cálidos, en dirección sudeste.

Rutas de Acceso:

Ruta Nacional Nº 38 y Nº 60: Desde San Fernando del Valle de Catamarca.
Atractivos Turísticos
RUTA DEL ADOBE: La Ruta del Adobe es un recorrido entre la cabecera departamental y la Ciudad de Fiambalá, un tramo de 55 Km. ubicado entre Tinogasta y Fiambalá a lo largo de la Ruta Nacional Nº60. Recorre capillas, casonas antiguas, construcciones históricas y prehistóricas construidas con adobe, que es la mezcla de barro, paja y estiércol. La mayoría de estas construcciones tienen muros de entre 80 cm. y 1 metro de ancho, algunas con 300 años de antigüedad. El adobe ha sido y es el recurso usado para las construcciones que da frescura en los tórridos veranos y calidez en el invierno.

El circuito comienza en Posada-Restaurant CASA GRANDE, ubicado en la ciudad de Tinogasta que data del año 1.897, a pocos metros se encuentra el Centro Cultural Municipal que fuera el primer hospital de la ciudad construido en el año 1.898.

En la localidad vecina de El Puesto se puede visitar El Oratorio de los Orquera, pequeña capilla familiar, que data del año 1.747. Aquí se encuentran las imágenes de Nuestra Señora del Rosario, de Cristo crucificado y un cuadro de la Virgen María amamantando al niño, que fueron traídas desde Chuquisaca, Perú.

Anillaco, lugar donde estuvo en el año 1.536 Diego de Almagro, se encuentra La Iglesia de Nuestra Señora del Rosario, construida en 1.712 y declarada Monumento Histórico Provincial en 1.993, y El Mayorazgo de Anillaco, terminado entre los años 1.712 y 1.714; Se trata de una edificación de estilo andaluz, dispuesta en forma de “U” y prolongada en un gran patio cerrado con entrada para carruajes.

En el paraje de La Falda se halla la Iglesia de Andacollo, a 17 km. de la ciudad de Tinogasta. El edificio es de estilo Neoclásico, y su fecha de construcción se sitúa en la primera mitad del siglo XIX. En el año 2001 fue restaurada.

La Iglesia de San Pedro ubicada en Fiambalá, fue declarada Monumento Histórico Nacional y realiza la Fiesta de San Pedro cada 29 de Junio. Esta iglesia fue construida por el Capitán realista Domingo Carrizo respetando la arquitectura colonial del siglo XVIII. Para la construcción de la nave única se apoyó sobre las vigas de madera un techo de cañas atadas con tiento y sobre las cañas se colocó una capa de cortaderas, cubierta por una última mano de barro.

Es uno de los monumentos historicos más notables, no sólo del Departamento Tinogasta sino de la Provincia de Catamarca. De construcción muy rudimentaria, sus paredes son de adobe y miden aproximadamente un metro de espesor. La escalera de acceso al campanario está construida en una vara de algarrobo tallada.

Tambien son de madera de algarobo las puertas y los tirantes del techo. En su interior se conservan muestras de indudable valor historico-cultural, como la imagen de San Pedro, el Santo Patrono del templo, de origen cuzqueño , hecho de madera tallada, traido desde El Cuzco por el Capitan Domingo Carrizo, por cuya iniciativa se levanto el templo. En el dintel de la puerta puede observarse grabada la siguiente inscripcion: “Año- Hizo el Cap. J.H.S. Domingo Car. 1770”. Las paredes del templo estan adornadas de hermosas pinturas procedentes de la escuela cuzqueña. La iglesia está rodeada por un cerco de adobes con pilastras, que dan acceso al patio interior por anchas entradas. Declarada Monumento Histórico Nacional.

DUNAS DE TINOGASTA: Las Dunas de Tinogasta son un nuevo atractivo turístico para quienes visitan el Departamento. Estas se encuentran ubicadas a 5 km. de la cabecera departamental por la Ruta Provincial Nº3. En ellas se puede gozar de las grandes bellezas paisajísticas que estas ofrecen y permite llevar a cabo la práctica de diferentes actividades de aventura.

COMPLEJO TERMAL “LA AGUADITA”: Este complejo está ubicado a 15 Km. al norte de la ciudad de Tinogasta, a 1.450 m.s.n.m desde donde se puede admirar todo el Bolsón de Tinogasta. Ofrece a sus visitantes diversos servicios, entre ellos cuatro piletas de aguas termales a 18ºC aproximadamente. Estas termas fueron utilizadas desde tiempos inmemoriales por las diversas culturas aborígenes de Tinogasta hasta que se convirtió en el lugar de descanso del último cacique tinogasteño Don Miguel Chanampa. Lugar de excelencia para ser disfrutado en vacaciones de verano ya que cuenta con quinchos, sanitarios, duchas, asadores, cantina y permite la práctica de escaladas, mountain bike y cabalgatas. Desde el complejo puede disfrutarse una hermosa vista de la Sierra del Abaucán, donde se divisa el “Gigante Dormido”.

CRISTO REDENTOR: En Medanitos y en Antinaco se realizaron dos grandes obras de arte del Cristo Redentor, la primera tiene más de 21 mts. de alto, emplazada en la loma de un cerro con vistas panorámicas de gran belleza, donde se aprecia todo el Valle con sus dunas y viñedos. Dichas obras fueron construidas a mano, sin moldes, son piezas únicas y responden a la profunda creencia religiosa de estos pueblos y forman parte del circuito turístico histórico-religioso del Norte de Fiambalá.

PASO INTERNACIONAL DE SAN FRANCISCO: El Paso Internacional de San Francisco se encuentra ubicado a 200 Km. del último poblado, Fiambalá, con un camino en excelentes condiciones y paisajes imponentes que lo hace un paseo inolvidable. El límite internacional propiamente dicho se encuentra a 4.750 m.s.n.m y se puede acceder en cualquier tipo de vehículo. Todo el trayecto es apto para tomar fotografías de sus montañas y volcanes. En las alturas hasta los 4.500 metros, la fisonomía vegetal consiste en estepas arbustivas y graminosas o pastizales, con baja cobertura vegetal y sectores de peladares. En los sectores asociados a humedales, tales como lagunas y arroyos, se encuentran las vegas o bofedales, con vegetación dominada por gramíneas como chillaua y cortaderas, ciperáceas, y juncáceas, que cubren totalmente el suelo. Presentando sus montañas una diversidad de colores entre rojos, rosados, verdes y amarillos.

En el camino se pueden ver algunas manadas de vicuñas, guanacos, llamas y en las lagunas parinas, flamencos, gallaretas, entre otras aves.

El Paso de San Francisco se convierte en una experiencia inolvidable ofreciendo escenarios tan variados como la Quebrada de las Angosturas, el Valle de Chaschuil y los volcanes que conforman la imponente Cordillera de los Andes, con cumbres que varían de los cuatro mil a más de seis mil metros de altura denominando el área como “Los Seismiles”.

En su recorrido es posible divisar en plenitud los volcanes San Francisco, El Incahuasi, Bertrand, entre otros, donde nuestros antepasados dejaron sus huellas en los santuarios de altura.