Balcozna, es una localidad del interior de la provincia de Catamarca ubicada a 90 kilómetros de la capital provincial, San Fernando del Valle de Catamarca, y una de las poblaciones más importantes del departamento Paclín después de la ciudad cabecera departamental, La Merced.

Balcozna ha sido tradicionalmente un espacio rural, y como tal, su población se ha dedicado a la realización de actividades propias del campo.
Hoy en día, además de esas actividades, el turismo cobra una gran importancia y es la actividad principal del pueblo en la temporada de vacaciones estival, cuando Balcozna sufre una gran transformación al recibir cientos de personas que la eligen para el descanso y esparcimiento. Hoy por hoy, observamos una creciente urbanización, en la que el uso residencial del suelo (casas de veraneo) tiene un interesante desarrollo.

Acceso

1) Desde la ciudad de San Fernando del Valle de Catamarca, como podemos apreciar en el mapa a la derecha, tomamos la Ruta Nacional 38 hacia el norte, hasta llegar a la cabecera departamental de Paclín, la ciudad de La Merced, a unos 54 kilómetros de la Ciudad Capital. Al llegar a la rotonda en la que da inicio la Cuesta del Totoral, debemos dejar la Ruta Nacional 38 y en cambio, seguir la Ruta Provincial 9, hacia el norte. Unos 33 km de recorrido y llegaremos a Balcozna.
En cuanto a las temperaturas, los veranos son cálidos, con temperaturas superiores a los 30° y los inviernos fríos con ocurrencia de heladas y algunas nevadas.
El período invernal intercala entre semanas de tiempo seco y templado e irrupciones de aire polar que duran varios días. Algunas de ellas con la suficiente humedad para producir nevadas. Por lo general se dan un par cada año por encima de los 1500 metros sobre el nivel del mar y al menos una, o una cada dos años por debajo de los 1200 metros sobre el nivel del mar.

Una de las nevadas más recordadas fue la del año 2010, cuando nevó durante 3 días consecutivos y los acumulados permanecieron por más de 10 días no sólo en las montañas, sino abajo en el pueblo