El Salone Satellite y la firma Gebrüder Thonet Vienna son los dos motivos que llevaron al diseñador catamarqueño, Cristian Mohaded a presentar sus trabajos en Milán 2018.

“Para mí fue una sorpresa haber sido elegido como representante del diseño latinoamericano actual”, confiesa Mohaded y se refirió a la elección de los hermanos Campana, quienes lo eligieron como uno de los representantes del diseño emergente para la exposición temática Salone Satellite

Cada año se opta por una temática central y en 2018 se decidió poner el foco en el Diseño Emergente de África y Latinoamérica. Esta elección remite a que estos lugares del mundo serán escenario para cambiar el paradigma del diseño.

Sobre esta oportunidad, que se abre al mundo del diseño Europeo, Mohaded manifestó que “ser elegido y ser representante de mi país se me puso en la piel y lo entendí. Y la verdad es siento mucho más que felicidad, es saber que todo el esfuerzo que uno hace, la pasión día a día, año tras año, creo que es eso lo que me hace feliz”.

A la vez, se refirió a la elección de sus trabajos y consideró que prevaleció “el trabajo de investigación con los materiales, tener una mirada fresca sin quebrar la cultura ni lo que los artesanos están acostumbrados a hacer, y poder tener una sinergia con este campo, fue parte de lo que llamó la atención. Ejemplos de esto son Simbol o Pantay, dos proyectos que, por su innovación e investigación de materiales me ayudaron llegar a este lugar. Creo que todos los materiales tienen un lenguaje al que tenemos que ser útiles cómo diseñadores, y no que el material sea útil para nosotros. Ahí está quizás la relación que yo tengo con los materiales”.

En el caso de Simbol, la colección nace de la investigación del material llamado de la misma manera, que es una fibra vegetal silvestre que crece en el provincia de Catamarca. Su búsqueda está basada en revalorizar la técnica de cestería pero en productos no convencionales para este material.

Pantay, que en Quechua significa “error”, es un proyecto de alfombras que se adueña de la idea de que errar es humano y sostiene en el producto las imperfecciones.

El segundo proyecto que presentó Mohaded en Milán es una colaboración para la tradicional firma austríaca Gebrüder Thonet Vienna. Es el segundo año que trabaja con ellos.

Mientras que para la firma Thonet las piezas elegidas se encuentran una colección de dos mesas que incorporan la esterilla, que es el material clásico de ellos. “De alguna forma representa mi trabajo a nivel conceptual y también es producto pesado, fuerte, que llama la atención. La esterilla justamente permite cierta transparencia y que se vea la estructura por dentro”.